Silvia Lozada Badillo

Silvia Lozada Badillo nació en una comunidad rural del estado de Hidalgo el 5 de febrero de 1963. A los 3 años de edad, a consecuencia de una enfermedad viral, adquirió la discapacidad visual. Debido a que la ceguera fue irreversible, estudió el kínder y primaria en el Instituto para Niños Ciegos, en la Ciudad de México. A partir de la secundaria se integró a la educación regular, y más tarde cursó la licenciatura en Derecho en la UNAM. 

Desde los 13 años tuvo la necesidad de desplazarse sola para ir de su casa a la escuela, utilizando el bastón blanco. Los obstáculos que encontraba en el camino le impedían moverse con rapidez. A los 19 años de edad viajó a Michigan, Estados Unidos, para recibir apoyo de la escuela Leader Dogs for the Blind, en donde le otorgaron su primer perra guía, una pastor alemán. Es usuaria de perro guía desde hace 40 años.

Al regresar al país, las dificultades de acceso para entrar en transportes y lugares públicos le hicieron darse cuenta que había que trabajar para educar a la sociedad mexicana.

Viviendo todos los días estos retos y los de estudiar y trabajar, decidió en 1988 iniciar el proyecto de fundar la primera escuela de perros guía para ciegos en América Latina, con el fin de compartir la libertad e independencia que los perros adiestrados otorgan a las personas ciegas.

La Escuela existe y se han graduado más de 132 binomios (personas ciegas - perros guía).  Los usuarios son personas de diferentes estados de la república mexicana y de otros países de Latinoamérica: Guatemala, Chile y Costa Rica. Silvia ha trabajado voluntariamente muchos años sin remuneración.

En 2006 fundó el proyecto de Rehabilitación Inclusiva, con la finalidad de devolverle su autonomía a personas que adquieren la discapacidad visual, sobre todo en edad adulta.

Al mismo tiempo que inició el proyecto de fundar la Escuela, formó una familia y ahora es madre de dos jóvenes y abuela de 2 nietos.

Ha participado en cientos de reportajes y entrevistas para distintos medios de comunicación, con el fin de difundir los derechos de usuarios de perros guía a transportes y lugares públicos. Imparte talleres de inclusión y capacitaciones a colegios y empresas, para que la sociedad en general sepa cómo interactuar con personas con discapacidad visual, y ha promovido cambios legislativos y diseño de políticas públicas.

Es interlocutora de la Representación Nacional de México ante la Unión Latinoamericana de ciegos ULAC; fundadora de la Federación Mexicana de Instituciones de Perros de Asistencia; integrante del Comité de Estandarización de Procesos en Atención Animal (CEPAA) de la Agencia de Atención Animal de la Ciudad de México, y del Consejo Consultivo del Instituto de las Personas con Discapacidad de la Ciudad de México (Indiscapacidad).

Ha recibido diversos reconocimientos, el más reciente fue en marzo de 2019, fue galardonada con el Premio Juárez a lo más Destacado del Civismo y los Valores, en la categoría de Mérito Ciudadano.